Límites en la familia

La familia es el núcleo de la sociedad, la base donde se otorgan valores, costumbres y enseñanzas que hacen prosperar a la civilización humana. Es el origen las interacciones humanas y que determinará nuestro desenvolvimiento cultural.

Tal grupo es primordial para nuestro desarrollo, pero… ¿Qué pasa cuando se vuelve en una dinámica nociva o dañina para nosotros?

Qué tan conscientes somos del impacto que nuestra familia tiene en nosotros, tanto de forma sana así como de forma disfuncional, ¿realmente nos percatamos del impacto que tiene en nosotros nuestro círculo?

Cuando alguien «se sale del huacal» es visto como traidor o simplemente como el malo de la historia, en ocasiones estamos destinados a ceder y suprimir nuestros deseos así como necesidades para seguir siendo parte de un todo, SIEMPRE es importante cuestionar, debatir y discutir de forma sana, directa u objetiva cada decisión o situación en la dinámica familiar, la comunicación se vuelve clave en esta interacción, de lo contrario estamos destinados a vivir en piloto automático obedeciendo y viviendo vidas ajenas, llenos de frustraciones reprimidas que se vuelven en ansiedad, depresión o algún padecimiento físico en específico. 

La dinámica de una familia se pone en contraste con las de otras y es donde sabemos que tan «normal» son las cosas, uno tiene la posibilidad de decir NO; no merezco este trato, no quiero esta desconfianza, no necesito agresiones en mi vida, no me siento a gusto donde debería estarlo… La lista continúa.

Hay que hablar de dignidad, respeto, pero sobre todo amor.

No importa cuánto crezcamos y avancemos, un ambiente disfuncional nos va a regresar al punto de inicio y nos hará sentir culpables por casi todo.

La familia siempre se escoje, hay amigos que se vuelven indispensables y hay «familia» que por nuestra paz mental es mejor de lejos.

Estas a tiempo para encontrar la paz que necesitas pero sobre todo te mereces, busca conciliar y manejar las dificultades con asertividad, busca ayuda profesional si es necesario, es tiempo de buscar soluciones en lugar de pretextos.

 

Mtro. César Luna

También te puede interesar...

Artículos populares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

× Contáctanos por WhatsApp